11 de septiembre, el día en que la paz mundial se fracturó

    839
    0

    A pesar de que antes del 11 de septiembre de 2001 ya se habían registrado varios ataques terroristas en Estados Unidos y el mundo, todavía no existía el terror latente de que los aviones pudiesen acabar con edificaciones llenas con miles de personas ni mucho menos que todo aquel musulmán que llevará puesto un hijab o barba era terrorista.

    15 años después de que aquel devastador 11 de septiembre muchas cosas han cambiado, las almas de las casi 3 mil personas que fallecieron aquel día pesan enormemente, al igual que los casi 6 mil heridos. Desde entonces la paz mundial se fracturó, la guerra en el Medio Oriente no cesa y las victimas mortales de este conflicto aumentan diariamente.

    Hablar de la desaparición del Word Trade Center  o Torres Gemelas como imponente símbolo arquitecto estadounidense se hace inhumano, ya que muchas personas al recordar o ver una fotografía de las torres solo recuerdan la pérdida de sus seres queridos, incluso aquellos 20 que aún se encuentran desaparecidos.

    Muchas han sido las teorías de lo que realmente sucedió la mañana de ese martes 11 de septiembre, la principal apunta a que los cuatro aviones cargados con pasajeros eran tripulados por seguidores del grupo extremista afgano Al Qaeda, liderado en aquel entonces por Osama Bin Laden.

    Sin embargo, muchos estudiosos y especialistas afirman que realmente se trató de un autoataque organizado por quien para entonces era el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, debido a presuntos intereses comerciales. Desde entonces muchos han sido los informes, libros y documentos que se han escrito al respecto.

    Los cuatro ataques del 11-S

    A las 8:45 a.m. un Boeing 767 de American Airlines cargado con 81 pasajeros a bordo y 11 tripulantes es estrellado contra una de las torres gemelas de Nueva York, sede del emblemático centro financiero World Trade Center, donde trabajan alrededor de 50 mil personas.

    18 minutos después a las 9:03 a.m. un segundo avión de United Airlines, un boeing 757 de Boston a Los Angeles con 56 pasajeros y nueve tripulantes, impacta contra la torre sur del centro financiero que aún no había logrado ser desalojado.

    Otros 40 minutos más tarde, justo a las 9:43 a.m. otro avión de American Airlines se estrella en el Pentágono, su destino realmente era la Casa Blanca. La aeronave cubría la ruta Washington-Los Ángeles, llevaba 58 pasajeros y seis tripulantes.

    Por si fuera poco, 27 minutos después llegó un cuarto embate, a las 10:10 a.m. un vuelo de United Arilines de Newark a San Francisco es estrellado en Somerset, Pennsilvania, con 38 pasajeros y siete tripulantes.

    Las cuatro aeronaves utilizadas en los ataques fueron secuestradas por 19 suicidas, entre los cuales se encontraban 15 de origen saudita, todos pertenecientes a la organización extremista al Qaeda, liderada por Osama Bin Laden.

    ¿Casualidades o causalidades?

    Larry Abraham Silverstein rentó el World Trade Center por un contrato por 99 años, en la primavera del 2001, logró la firma de un seguro contra ataque terrorista. Tras el 11 de septiembre, logró legalmente el doble del límite de la póliza, bajo el argumento de doble ataque, por doble incidente terrorista; le otorgaron 7 mil millones de dólares. El día del ataque sus dos hijos: Róger y Lisa no fueron a trabajar a las Torres.

    -El ingeniero estructural del World Trade Center, Les Robertson, declaró enfáticamente a los medios de comunicación que las Torres Gemelas fueron diseñadas para soportar el impacto, en cualquiera de las partes del edificio, de un avión 707.

    -El periodista y  autor del libro “La escalofriante impostura”, Thierry Meyssan, afirma que Ben Laden fue manipulado por la CIA, y que ningún avión chocó contra el Pentágono en Washington.

    Entre las ruinas del World Trade Center el FBI encontró intacto el pasaporte del terrorista Mohamed Atta, curiosamente no se carbonizó en la hoguera que ocasionó el impacto del avión.

    Los Bush y los Bin Laden mantenían negocios antes de que estos se instauraran en la presidencia de Estados Unidos. Luego del 11-S, investigadores revelaron las grandes inversiones de ambas familias en diferentes empresas, mayormente dedicadas a la extracción y procesamiento del crudo.

    La zona donde fue impactado el avión contra el Pentágono se encontraba en construcción, según muchos investigadores es improbable que el edificio más custodiado de EE.UU. fuese atacado casi 80 minutos después del ataque al World Trade Center.

    -Investigadores manifiestan que el ataque en el Pentágono se produjo con un misil lanzado desde dentro, o con un avión perfectamente maniobrado por un piloto con experiencia en ataques.

    -Para cuando la aviación civil de Estados Unidos cerró todos los aeropuertos y canceló todos los vuelos comerciales, solo se le permitió volar a la familia Bin Laden y a un grupo de saudíes.

    El plan de respuesta contra Al Qaeda fue atacar a Irak, pese a que el grupo insurgente se encontraba en Afganistán. Cuatro semanas después George W. Bush aseguró que Irak estaba escondiendo a Bin Laden.

    El 19 de marzo de 2003 Bush concreta el ataque a Irak bajo la ley antiterrorismo, sin embargo, esta nación nunca había arremetido contra Estados Unidos. No obstante, las fuerzas militares norteamericanas se impusieron en Afganistán e Irak; sus continuos bombardeos acabaron con la vida de millones de personas.

    -El expiloto de la CIA y la DEA, Phillip Marshal, quien en su libro “La gran impostura” desmontó completamente la versión oficial y se suma a la teoría de que todo fue una conspiración interna para justificar los ataques a otras naciones. Poco después fue hallado misteriosamente sin vida en su casa, junto a sus hijos y su perro. Las autoridades informaron que Marshal mato a su familia y a su mascota y luego se suicidó.

    Bob Simon, David Carr y Ned Colt, periodistas que elaboraron un documental sobre la implicación del Gobierno de Estados Unidos en el ataque contra las Torres Gemelas, en febrero de 2015 fallecieron por motivos diferentes; los tres acontecimientos ocurrieron en una misma semana.

    Luego del 11 de septiembre se dio  la venta extraordinaria de  American Airlines y United Airlines, las aerolíneas dueñas de los aviones estrellados.

    Las acciones militares ordenadas por George W. Bush en respuesta a los atentados del 11 de septiembre de 2001 trajeron grandes beneficios económicos a Estados Unidos y sus representantes.

    -Tras la intervención militar de EE.UU. en Afganistán se encontró importantes yacimientos de minerales como cobre, hierro, cobalto, oro y litio; su valor se estima en un billón de dólares.

    Obama en el poder

    Barack Obama llegó al poder de Estados Unidos oponiéndose a las políticas intervencionistas de George W. Bush, sin embargo, en 2011 inició una “guerra secreta” contra el terrorismo autorizando ataques con drones contra supuestos dirigentes y militantes de Al Qaeda y grupos yihadistas asociados, en Yemen, Somalia y Pakistán.

    Al poco tiempo, un ataque selectivo de la CIA con drones en Yemen que causó la muerte de Anwar al-Awlaki, jefe de Al Qaeda en la península arábiga, según las autoridades norteamericanas.

    Asimismo, Osama Bin Laden, señalado como autor intelectual de los ataques terroristas efectuados el 11 de septiembre de 2001, fue muerto por fuerzas estadounidenses en Pakistán durante una incursión autorizada por Obama ese mismo año.

    Estas operaciones denominadas como “guerra secreta” han generado innumerables críticas en Estados Unidos, tanto así que las supuestas políticas (cárceles secretas, torturas y detenciones ilegales en Guantánamo), empleadas por Obama han sido comparadas con las de su antecesor.

    De acuerdo al Servicio de Inteligencia de Estados Unidos los ataques selectivos con drones han matado a 2.581 terroristas y 116 civiles en un total de 473 ofensivas en Pakistán, Yemen, Somalia y Libia desde que Obama llegó al poder en 2009.

    Post 11 de septiembre

    A pesar de que varios países han formado coaliciones para luchar contra el terrorismo todavía la guerra se mantiene activa en el Medio Oriente, los bombardeos constantes solo han generado un éxodo masivo de refugiados de los países en conflicto al resto del mundo, cientos de ellos mueren en el desierto o el mar en busca de un escape a tanta hostilidad.

    Los atentados y ataques contra el mundo occidental perpetrados por terroristas fundamentalistas cada vez son más seguidos, tanto así que varios camicaces optan por tomar un hacha o un camión para atacar a civiles en nombre de Alá, incluso sin haber sido reclutados por el autodenominado Estado Islámico.

    Desde aquel 11 de septiembre el mundo no ha sido el mismo, las generaciones que se han levantado del 2001 conocen muy bien el significado de la palabra “terrorismo”. La guerra de una u otra manera ha tocado las fibras de cada nación, la tierra se encuentra en una constante lucha geopolítica por los recursos naturales.

    Comments

    comments

    Artículo anteriorGoogle lanzó YouTubeKids para los más pequeños de la casa
    Artículo siguienteExportaciones entre Canadá y México continúan en ascenso