Inicio Latinos en Canadá Mariela Parra: “Una de mis metas es que Calgary sea vista como...

Mariela Parra: “Una de mis metas es que Calgary sea vista como un destino turístico”

1036
0
Mariela Parra

Residente en Calgary desde hace 17 años, Mariela Parra encarna el ejemplo perfecto de que si tienes ganas, determinación y te esfuerzas, puedes conseguir lo que te propones.

Aunque su historia como inmigrante no ha atravesado los típicos momentos duros de adaptación a un nuevo país, su historia si puede servir como ejemplo para todos aquellos que escapan de su realidad buscando un mejor porvenir.

Casada y con una hija de 16 años nacida en Calgary, Mariela es Blibiotecóloga de la Universidad Centra de Venezuela y tiene una Maestría en Biblioteca y Ciencias de la Información de la Universidad de Wisconsin en Milwaukee.

A partir de sus estudios profesionales y de la experiencia adquirida en el campo laboral venezolano y canadiense, Mariela se ha dedicado a la promoción de eventos culturales con la meta clara de hacer de Calgary un destino turístico.

Llegada a Canadá

Mientras trabajaba en la industria petrolera venezolana, específicamente en el Instituto Tecnológico Venezolano de Petróleo (brazo tecnológico de la estatal PDVSA), Mariela conoció a su esposo.

Ingeniero de profesión, el esposo de Parra obtuvo una beca para hacer una Maestría en Ingeniería Química y del Petróleo en la Universidad de Calgary. Por ese motivo decidieron emigrar hace 17 años.

Aunque en principio el motivo de la estadía era el académico, los cambios en la realidad venezolana con el aumento de la inseguridad y el autoritarismo, aunado al nacimiento de su hija en el año 2002, decidieron aplicar por la residencia y quedarse en Canadá.

Su experiencia como inmigrante, en sus propias palabras, ha sido buena. Valora especialmente el aspecto académico, laboral y de salud. “Vine como esposa de un estudiante universitario y desde un primer momento la ciudad y sus habitantes nos recibieron con los brazos abiertos”, agrega.

El cambio cultural no fue especialmente brusco, pues ya había vivido antes durante dos años y medio en los Estados Unidos cuando hizo su maestría en Milwaukee. Añade que esa experiencia la hizo estar en cuenta de lo que se encontraría en Canadá.

Parra es una persona que se adapta fácilmente a todo tipo de situaciones. Por eso dice que todas las cosas que sentía que le hacían falta de su país, se las procuraba de otra forma. “Por ejemplo, soy amante del teatro y comencé a traer teatro en español a Calgary. Es algo que hago todavía”.

Le gusta la música de todo tipo y, por supuesto, no se olvida de la comida venezolana. En su casa se preparan los platos típicos de Venezuela y también de la gastronomía europea, pues es su esposo es de ascendencia húngara y desde niño aprendió a preparar los distintos platos de sus antepasados.

El menú de acentos en español también se ha expandido en la ciudad, pues aunque cuando llegaron no había tantos hispanohablantes, en estos 17 años que tienen residiendo en Calgary la inmigración latina ha aumentado considerablemente.

Ingreso al mercado laboral canadiense

Su ingreso al mercado laboral lo califica como “mejor de lo que me había imaginado”. Su primer trabajo lo consiguió en la Biblioteca Central de la ciudad en el Departamento de Investigación y Planificación luego de pasar por un filtro de tres rondas de entrevistas. Su hija tenía apenas 11 meses.

En ese primer empleo estuvo tres años. “Luego, mi gerente fue asignada al proyecto de la nueva Biblioteca Central, la cual será inaugurada el primero de noviembre de este año, y allí estuve trabajando con ella y todos los miembros del equipo en este proyecto”, rememora.

Con el anhelo de regresar a la industria petrolera, aplicó para el cargo de Supervisora Corporativa de una compañía americana en Calgary. Al igual que en su anterior empleo, pasó un filtro de tres rondas de entrevistas y logró quedarse con el puesto.

En este nuevo trabajo “me contrataron para crear la biblioteca digital y los primeros 4 años desalojé las colecciones de material impreso del edificio y nos subscribimos a servicios en línea y bases de datos”. Esta decisión trajo un gran beneficio para la empresa, pues los empleados de la misma podían acceder a la información desde sus oficinas. En este empleo duró 11 años.

Actualmente, Mariela es desarrolladora de negocios de Flixeh, una compañía de publicidad que trabaja con todo lo relacionado al desarrollo de páginas web, producción de vídeos, fotografía y manejo de redes sociales.

También es presidenta de la Hispanic Arts Society, una sociedad que promueve al arte y la cultura latina en la ciudad de Calgary a través de artistas de habla hispana.

Mariela es colaboradora en el Expo Latino, que es el festival latino más grande del oeste canadiense y el que tiene una trayectoria más larga al ser ya 22 los años apoyando el talento latino artístico y cultural. El año pasado, por ejemplo, rompieron récord de asistencia al tener como artista invitada a la cantante puertorriqueña Olga Tañón.

Este año el line-up estará encabezado por el Príncipe de la Salsa, el nicaragüense ganador de un Gremmy, Luis Enrique. Al salsero lo estarán acompañando otros artistas que se irán anunciando en su momento.

El objetivo de Mariela es que todos los latinos sigan destacando, y para eso “yo trataré de poner mi grano de arena en el área que he estado trabajando desde hace 17 años que es el área cultural y de entretenimiento”.

Aportes a la comunidad latina y recomendaciones a los inmigrantes

Una de sus experiencias más enriquecedoras ha sido su voluntariado en la Venezuelan Canadian Association,  tarea que duró nueve años. También ha trabajado como voluntaria en otras organizaciones latinas a través de estos 17 años.

El voluntariado ha representado “una de las experiencias más enriquecedoras porque me ha permitido conocer más de su cultura, comida, bailes y hasta sus luchas a la distancia por sus respectivos países”. En estas organizaciones ha podido cultivar amistades que se mantienen hoy en día.

Considera que uno de sus mayores aportes es generar oportunidades de trabajo y utilizar la plataforma de Flixeh “para que los mensajes de las diferentes comunidades lleguen a una mayor audiencia”.

“Siempre pienso que el mayor aporte es el que viene. Al pensar de esta manera estoy generando ideas para ver cómo más puedo ayudar”. A través de la Hispanic Arts Society y del Expo latino cree que tiene una valiosa herramienta para promover el talento latino en Canadá.

Su meta es que Calgary sea vista como un destino turístico “y que los latinos aportemos más con nuestras ideas, trabajo e iniciativas para que esta meta pueda lograrse”.

En cuanto a los consejos para otros inmigrantes, Mariela cree que deben tener ganas de trabajar y de pasarla bien. “Que aprovechen esa situación única de vivir en un país que te da todo para que triunfes”.

Les recomienda identificar sus capacidades y destrezas para que trabajen arduamente y con disciplina hasta alcanzar su sueño.

Mi Latino Destacado

Mariela Parra se muestra agradecida con La Prensa y con todas las personas que votaron por ella porque siente que este reconocimiento valora “el trabajo que hacemos los latinos por nuestra comunidad”.

“Usualmente las personas que hacemos un trabajo voluntario no esperamos nada a cambio, pero un reconocimiento siempre es bienvenido”.

A su vez, aprovecha para felicitar a los otros ganadores y también a aquellos que fueron reconocidos en años anteriores. “Hay muchos latinos que están haciendo un trabajo loable por la comunidad y estoy segura que en algún momento los estaré viendo a través de esta ventana que ofrece La Prensa”.

Erick Estrada: “Me encantaría tener las condiciones para crear un barrio latino”

Comments

comments